viernes, 23 de octubre de 2009

Ciclos


Me encanta llegar al final de un proceso. 

Que un ciclo se cumpla.

Terminar cosas.

Empezar nuevas.

Me hace sentir feliz y por eso alegre aplaudí con mis compañeros el final del taller de fotografía.

Anoche terminé por... tercera o cuarta vez el de Proyectos de Escritura, y festejamos con Jole y Yami el encuentro, los logros. Y filosofamos, pensamos en voz alta, intercambiamos opiniones, nos hicimos bien, cervecita y papas fritas mediante.

Ciclos que se cumplen. Festejo de haberlos logrado.

Y ahora un merecido descanso; disfrutar del ocio es también un desafío.

Lo bueno es que las semillas ya están sembradas, y eso permitirá que el año próximo nuevos proyectos nazcan.

Por eso me gustan los "hasta luego".

Durante el ida y vuelta riquísimo con Jole y Yami, como no podía ser de otra manera, anoté en mi cuaderno (que ahora es fuccsia con lunares blancos), lindas palabras que volaron en el aire.

"El trabajo es no preocuparse", dijo Jole.

"Nunca más será posible enamorarse de alguien que no sea pájaro", dijo Yami.

Feliz feliz, de ir cocechando...


La obra es de Catriel López y se llama "Que florezca otra canción".

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Los procesos terminan?, O siempre es empezar, como en la gestacion, el niño esta en el mejor de los lugares, y cuando decide salir, no termina el embarazo, no decimos , termino el embarazo, si no que para el niño, comienza la vida, nueva, desconocida. Cada vez que creemos que termina algo, no sera que elegimos salir del lugar que estamos, para experimentar lo nuevo? Nacer, aprender y permitirnos volar...
Capitan del Espacio.

Stella M. Alonso dijo...

Esto de los blogs es muy raro de verdad...
Decis "nos hicimos bien filosofando papas fritas y cerveza de por medio". Y muy a menudo a mi tambien me hace bien leerlos a los tres en sus historias tan particulares y diferentes.
Me sumo al festejo.

Stella

Yami Estray dijo...

Soy la seguidora 50! je
Es tan así...el final es un hasta luego...

Besote!

Ricardo dijo...

Si Maisa, qué lindo!! yo estuve varias veces en esas situaciones, que haya continuidad, que se viva como siembra, es sinónimo de vida. Y la vida así, compartida con gente que también tiene ganas de proyectarse, con sus ganas, reconociendo sus límites y dificultades es super energético y motivador. Para mí esto es la vida, esto es el descanso. Qué bueno lo que dijo Yami de enamorarse como pájaros, el resto es jaula... Besos y sigamos buscando, conectando, sumando, multiplicando, viviendo amiga!

Jole dijo...

Las cosas pasan cuando uno no las busca.

Anónimo dijo...

super tu reseña, nos vemos en el taller de proyecto fotografico!! Wally

Sara Ham dijo...

Que bueno!!!, que bueno es finalizar algo cuando uno siente que nos vamos llenos de cosas aprendidas y de nuevas personas sumadas a nuestro camino